El rol fundamental de los psicólogos durante la pandemia

Los profesionales de la salud mental no sólo han tenido que reinventarse a partir de nuevas formas de atención a pacientes, sino que también se encuentran trabajando en el acompañamiento a personas contagiadas por coronavirus
José Alberto Muñoz, presidente de la Federación de Psicólogos de la República Argentina

Por el actual contexto de pandemia y aislamiento social, los profesionales de la salud mental han tenido que reinventarse a partir de nuevas formas de atención a pacientes, mientras parte de ellos se encuentran trabajando en el acompañamiento a infectados por coronavirus.

En este marco, desde la Federación de Psicólogos de la República Argentina (FePRA), entidad que representa a 20 colegios de psicólogos y asociaciones registradas en todas las jurisdicciones nacionales, han articulado fuertemente lo gremial y el compromiso social.

“Hemos colaborado con todas las instituciones de base nuestra que han desarrollado programas de atención en el marco de la situación de urgencia”, cuenta José Alberto Muñoz, presidente de la entidad, a Hablando Claro.

Desde lo gremial, han trabajado en dos procesos importantes: por un lado, la profundización de buenas prácticas en términos de las atenciones remotas (a distancia) y por otro, el cumplimiento con los preceptos que tienen que ver con su función, debido a que trabajan con personas. 

«Tuvimos mucha discusión con la Superintendencia de Servicios de Salud a los efectos de que reconociesen en las obras sociales el tema de la atención remota porque sino corríamos el riesgo de que se cortaran los tratamientos», explica el presidente de FePRA.

“En salud mental, los procesos de tratamientos son importantes que tengan continuidad”, expresa.

Asimismo, gran parte de psicólogos de distintas provincias se encuentran trabajando en la atención de las personas aisladas y contagiadas por coronavirus, como también de sus familiares.

Cabe aclarar que no siempre el mismo hecho de crisis tiene igual impacto en cada una de las personas. Por eso, el licenciado Muñoz aclara que «esos procesos de acompañamiento son en función de las necesidades que tienen esos sujetos de ser acompañados a transitar la situación de enfermedad, además de lo que puede imponer esta situación de enfermedad, por ejemplo: la economía del hogar».

En este sentido, el acompañamiento debe hacerse en el marco de su historialidad y en el marco de la interdisciplina. «Sin Estado es imposible hacerlo», apunta.

Mirá también:

Categorias
Situación SanitariaTema: coronavirus

NOTAS RELACIONADAS