Aseguran que la vacuna contra el coronavirus estaría lista en agosto

Así lo afirmó un médico israelí que viene trabajando para conseguirla

Un organismo financiado por el Gobierno de Israel se comprometió a completar la producción de su vacuna en tres semanas y tenerla en el mercado en 90 días.

Según indicaron desde el Instituto de Investigación de Galilea (MIGAL) donde se lleva a cabo la investigación, comenzaría a ser probada en humanos a partir del 1 de junio.

“Estamos en las etapas finales y dentro de unos pocos días tendremos las proteínas, el componente activo de la vacuna”, dijo el doctor Chen Katz, líder del equipo de biotecnología molecular del MIGAL, al diario Jerusalem Post.

El rápido progreso se debe a que el instituto ha estado trabajando durante cuatro años para lograr una vacuna que pueda personalizarse para varios virus.

Katz explicó que cuando examinaron el ADN del nuevo coronavirus SARS-COV-2, que causa la enfermedad COVID-19, hallaron que tenía una gran similitud con el del virus de la bronquitis infecciosa (IBV) en el que estaban trabajando, lo que aumentó la probabilidad de lograr una vacuna humana eficaz en un período de tiempo muy corto.

“Lo importante es que estábamos trabajando en una vacuna, no relacionada con este brote, y esta es una gran ventaja”, declaró a The Times of Israel.

Katz dijo que la vacuna operaría desplegando dos medios para defender a las personas contra el coronavirus.

La primera protección desencadena una respuesta en la boca para evitar que COVID-19 ingrese al cuerpo. «Son proteínas especiales que, cuando se rocían en la boca, penetran en las células epiteliales dentro de la boca y activan una respuesta inmune de la mucosa, que es la parte de la respuesta inmune en nuestro cuerpo que protege el punto de entrada del virus «.

El segundo nivel de protección se activa si el COVID-19 ingresa al cuerpo, fortaleciendo el sistema inmunitario de tal manera que “cuando las partículas virales penetren, habrá una protección inmunológica contra los anticuerpos y los glóbulos blancos correctos”, dijo el científico.

Dijo que la vacuna será administrada por un aerosol oral y protegerá a las personas que se encuentren con COVID-19 dos semanas después de ser administrada. “No es una droga, no es un tratamiento, es para prevención”, enfatizó Katz.

(Fuente: Infobae)

Mirá también:

Categorias
SaludSituación SanitariaSociedadTema: coronavirus

NOTAS RELACIONADAS