Conmoción en España: intentan rescatar a un niño que cayó 107 metros bajo tierra

Un centenar de expertos trabaja intensamente desde el domingo para encontrar al pequeño.

Se trata de Yulen, un niño de dos años que cayó en la tarde del domingo a un pozo de 107 metros de profundidad, en la localidad de Totalán, al sur España.

Nuestra corresponsal desde Zaragoza, María Celiméndiz Gimeno, informó esta mañana que «todavía se desconoce cuál es la profundidad de este pozo, se calcula que tiene más de cien metros pero aún no se sabe con exactitud», esa es, justamente, la preocupación más grande. Lo que sí se sabe, es que el diámetro es de 20 centímetros, donde apenas pudo pasar el cuerpo del pequeño.

Lo que se conoce hasta ahora, es que la familia de Yulen fue a pasar el domingo al cerro de Totalán. El niño que se encontraba jugando, se habría caído al pozo, construido hace tiempo atrás a fin de extraer agua para el riego de los campos. Los padres afirman haber esuchado los llantos del pequeño.

Hoy, dos días después, no se sabe nada de Yulén. Sin embargo, desde el gobierno hay equipos especializados trabajando y empresas privadas que se ofrecieron.

Durante la jornada de ayer, más de diez empresas voluntarias barajaron la mejor alternativa para el rescate. Se decidió escabar un túnel horizontal a unos 80 metros de donde cayó el niño, para entrar desde abajo, ya que uno de los grandes peligros era que se desprenda tierra. Otra razón, es que a causa del terreno peligroso, no es seguro ingresar maquinarias pesadas.

En este momento, los especialistas se encuentran haciendo el pozo paralelo para ingresar desde abajo. Mientras tanto, el apoyo y la conmoción en todo España se ve a través de las redes sociales y los medios de comunicación.

El informe competo por María Celiméndiz Gimeno:

Categorias
Sociedad

NOTAS RELACIONADAS