Un adolescente de 16 años confesó la violación y el crimen en Puerto Deseado

El hecho que estremece al país. La violación de una mujer y seguidamente, el asesinato de su hijo

El adolescente de 16 años que había sido detenido como sospechoso confesó que participó del brutal crimen y violación en Puerto Deseado. De hecho, fue su testimonio el que permitió encontrar el celular de la mujer.

El menor ya había sido demorado horas después del hecho y luego liberado, aunque bajo custodia, porque no había pruebas suficientes para incriminarlo. Sin embargo, el joven pidió declarar tras ser asesorado por un abogado de Menores y rompió el silencio, pero aseguró que fue obligado por el otro delincuente.

El otro implicado en el hecho, y que también está detenido, es Omar Alvarado (24). Tiene graves antecedentes penales y dijo ante los investigadores que padece esquizofrenia y que no recordaba lo que había ocurrido.

Dos hombres asesinaron a un nene de 4 años y violaron a su madre

El ataque ocurrió a unos 2 kilómetros de Playa Cavendish, donde la mujer y su hijo habían ido a pasear. Mediante amenazas con armas blancas, los llevaron hasta una zona de cuevas donde les fue imposible pedir auxilio. El menor de 16 años fue quien retuvo al niño de 4 mientras su cómplice violaba a la mamá, y luego asesinaron al pequeño tirándolo por un acantilado.

El adolescente confesó que él fue quien escondió el celular de la mujer, que simuló estar muerta luego de que asesinaran a su hijo. Además, el menor le confesó al juez que se deshizo del buzo que llevaba puesto porque había quedado con manchas de sangre y señaló el lugar adonde lo tiró, pero los investigadores no lograron hallarlo.

El juez Odelmar Villa ordenó una nueva rueda de reconocimiento para que la víctima pueda identificar al agresor. Luego, el joven de 16 años sería trasladado a un Centro de Detención Juvenil de Río Gallegos, donde quedará bajo resguardo ya que se trata de un menor de edad, informó Télam.

Fuente: El Doce Tv

Mirá también

Categorias
Policiales

NOTAS RELACIONADAS