Por la muerte de otra interna, intervienen Bower

Agentes de la cárcel de mujeres encontraron el domingo último el cuerpo sin vida de una interna en el pabellón E2. El Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Provincia tomó medidas.

El Servicio Penitenciario de Bower, encontró el domingo último el cuerpo sin vida de Elisa Vanesa Castaño, interna que se encontraba en el Pabellón E2 y se habría quitado la vida. El caso fue caratulado como «muerte de etiología dudosa«.

En este contexto, y tras la muerte de otras dos internas hace un mes atrás que se suman a episodios que demuestran la irresponsabilidad del establecimiento, el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Provincia intervino la cárcel de mujeres de Bower.

Puntualmente en este caso, «presumiblemente se trata de un suicidio pero hay que ser prudentes», enfatizó el ministro de Justicia de la Provincia, Martín Farfán, en Cadena 3.

El hecho, es investigado por el fiscal José Bringas, y, según informó Farfán: «Hemos girado las actuaciones del Servicio Penitenciario al Tribunal de Conducta Penitenciaria y a al Fiscalía para que determinen los alcances de la responsabilidad en caso de que haya alguna».

«En este último tiempo, la población carcelaria femenina se ha incrementado por tenencia de drogas y el narcomenudeo (…) el 41% de las mujeres que están privadas de su libertad es por este tema. Esto es exponencial en los últimos años: en el 2014, había 200 internas de este tipo y en marzo de 2019, hay 384», detalló el ministro.

En ese sentido, Farfán anticipó la elaboración de un plan de tratamiento y actuación: «vamos a crear un Centro Terapéutico Asistencial, especialmente para las mujeres asociadas al consumo», expresó.

Notas relacionadas:


Categorias
PolicialesSociedad

NOTAS RELACIONADAS